27/2/13

debo partirme en dos

and so it is,
just like you said it would be:
life goes easy on me...
most of the time.

-- the blower's daughter

a veces ocurre que los deseos se cumplen de una manera que más bien parece que te embistan. en mi caso, mi opción por la astrofísica en canarias se ha adelantado un año y medio: me han ofrecido un post-doc en uno de los observatorios de las islas. he aceptado el puesto, y empiezo en cuestión de dos semanas.

así que el escaso mes que ha transcurrido desde que acepté ha sido un rosario de despedidas que me han dejado al borde de las lágrimas. y, siendo como soy, ya no tengo claro que es lo que quiero y que es lo que no. me gusta mi nuevo trabajo y la posibilidad de disfrutar un poco de mi familia. pero me duele horrores pensar en todos los que dejo atrás, saber que desde ahora no será nuestra historia, sino la mía y la suya.

quizás sea sólo el necesario periodo de adaptación a mi nueva situación, como uno de tantos lutos. o quizás sea verdad eso de que me auto-boicoteo, que mi historia personal lleva mucho tiempo siendo un desastre y que por eso creo que me voy a llevar mi soledad a donde quiera que vaya.

vaya, esta debería ser una entrada positiva y no he conseguido soltar nada más que una colección de tristezas. no se si algún día voy a cambiar.

3 comentarios:

Nica dijo...

Besos y besos y todo irá bien.

Martes dijo...

¿Yo he comentado en este blog antes? ¿Seguro? Dios mío, tengo lagunas en la memoria... Voy a ponerme al día, a ver si me entero de algo.

(Por cierto, sentirse triste por irse de un sitio es bueno... Imagínate que te diera igual. Eso significaría que no tienes nada que echar de menos. Eso SÍ que es triste.)

raindrop dijo...

No puede ser un auto-boicot cuando cumples un plan, y este va y se adelanta.
Las despedidas son tristes, pero una despedida también supone una bienvenida a continuación.
Mucha suerte :)